Parque Beihai de Pekín. Horarios, precios y cómo visitarlo.

El Parque Beihai de Pekín es uno de los más bonitos de la capital china y que no debéis dejar de visitar si vais a viajar a Pekín.  Aunque no lo incluí en el post donde hablamos de los lugares imprescindibles que ver en Pekín, verdaderamente está entre los que no os debéis perder.

Además, aunque el Parque Beihai en un parque enorme, está muy bien situado, en una situación céntrica, justo al lado del Palacio Imperial de Pekín. De esta manera, después de visitar la Ciudad Prohibida, lo suyo es subir a la Colina del Carbón, que queda justo en el lado norte de la Ciudad Prohibida y, posteriormente, al Parque Beihai, que queda al este, tanto del Palacio Imperial como de la Colina del Carbon.

Cómo visitar el Parque Beihai de Pekín.

El Parque Beihai es un parque enorme y alargado, en dirección norte-sur. Sus dimensiones son de unos 3 kilómetros de largo por unos 500 metros de ancho.

Para visitar el Parque Beihai  deberéis entrar por una de sus puertas. Lo mejor es hacerlo por la puerta este o por la puerta norte (ambas de fácil acceso desde la Colina de Carbón o desde la Puerta Norte de la Ciudad Prohibida).

Entréis por donde entréis, lo suyo es hacer, como mínimo, una vuelta completa al largo norte del Parque Beihai (hay tres lagos: el norte, el medio y el sur) y entrar a la Isla Qionghua, que queda justo en medio del Lago Norte del Parque Beihai.  En esta isla es donde se encuentra la Pagoda Blanca del Parque Beihai de Pekín, uno de los monumentos más escénicos de Pekín y que habréis visto desde lejos si habéis subido a la Colina de Carbón.

Después, si os apetece, podéis pasar a la zona del Lago Medio y Lago Sur, aunque a nosotros nos parece menos interesante. Pero la verdad es que con los jardines, templos y demás monumentos que veréis en la parte norte del Parque Beihai de Pekín os vais a hacer una muy buena idea de lo que es éste lugar.

Horarios y precios del Parque Beihai de Pekín.

  • De abril a octubre: de 06:30 a 21:00 (taquilla cerrada a las 20:30)
  • noviembre a marzo: de 06:30 a 20:00 (taquilla cerrada a las 19:30)

Para entrar al Parque Beihai hay que pagar una entrada de 10Y en verano (de abril a septiembre) o de 5Y en invierno.

Esta entrada general al Parque Beihai no permite entrar ni a la Ciudad Circular ni a la Isla Qionghua, que es donde se localiza la Pagoda Blanca. Si queréis visitar estos lugares, la entrada conjunta es de 20Y (15Y en invierno). Dado lo barato que resulto os recomiendo que compréis esta entrada conjunta del Parque Beihai.

Los lugares más importantes que ver en el Parque Beihai de Pekín.

Como os decía, el Parque Beihai es un lugar enorme, con multitud de monumentos, templos y pequeños jardines. Contad que vais a pasar un mínimo de 2 horas allí. Estos son algunos de los lugares más interesantes que ver en Parque Beihai.

Pagoda Blanca

Es el lugar más emblemático del Parque Beihai y se sitúa en la isla Qionghua, justo en medio del lago norte del Parque. Se alzó en 1651, dicen que en el lugar donde se alzaba el palacio de la Luna, que era donde Kubali Khan recibió a Marco Polo. Se trata de una enorme pagoda, al más puro estilo tibetano y fue edificada por el primer Emperador Qing.

Templo Yong’an

Se localiza justo enfrente de la pagoda Blanca y es uno de los más bellos templos del parque. Justo por delante, queda el puente que une  la isla con el resto del Parque Beihai de Pekín.

Beihai Jingxinzhai

Son unos preciosos jardines que se ubican en la zona norte del Parque Beihai, muy cerca de la puerta norte del lago. Se trata de un lugar enorme, de 4000 metros cuadrados, con múltiples pabellones.

Muro de los Nueve Dragones

No puede faltar el habitual Muro de los Dragones de muchos templos y parques chinos. El del Parque Beihai se ubica al norte del parque. Junto al Muro de los Nueve Dragones de la Ciudad Prohibida y al de Datong, está considero uno de los tres muros de 9 dragones más bellos de China. Está construido en baldosas esmaltadas, como es habitual y en 7 colores distintos.

Parque Beihai Muro 9 dragones

Pabellones de los 5 dragones.

Se trata de cinco pabellones de estilo chino, conectados entre ellos. Si se mirada desde lejos, el conjunto se asemejaría a un dragón. Fueron alzados en 1602, aunque posteriormente han sido restaurados en varias ocasiones.

Estos son solo algunos de los jardines, muros, templos y pabellones que ver en el Parque Beihai. Sin embargo, más allá de ello, la visita a este parque consiste en pasear, sin más, disfrutado de la conjunción entre la naturaleza y la arquietura.

Como digo, visitar el Parque Beihai está considerado uno de los imprescindibles de Pekín. Dado su situación, resulta ideal recorrerlo después de visitar la Ciudad Prohibida y la Colina de Carbón.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Como todo sitio de internet, La Guia Viajera emplea cookies para prestar sus servicios, personalizar anuncios y analizar el tráfico. Los datos de su navegación (pero no los personales) se comparten con nuestros partners. Si continúa navegando está dando su consentimiento para aceptar las cookies. + INFO. ACEPTAR

Aviso de cookies