Visitar el Palacio Domecq de Jerez. Entradas y experiencia.

Visitar el Palacio Domecq de Jerez es algo que debéis hacer si vais a visitar esta importante ciudad de la provincia de Cádiz, famosa especialmente por sus muchas bodegas.

En este sentido, además de visitar las mejores bodegas de Jerez (la más importante de todas, las Bodegas Tío Pepe son de visita obligada), en Jerez debéis invertir al menos un día entero, para poder visitar lugares de tanto interés como la Catedral, el Alcázar o el Palacio Pedro Domecq de Jerez, del que os hablaré ahora.

Horarios y precios para visitar el Palacio Domecq de Jerez

Para empezar, debéis saber que si queréis visitar el Palacio Domecq de Jerez debéis comprar las entradas de forma anticipada (no son nada caras, las podéis comprar aquí al precio oficial).

Las visitas al Palacio Domecq de Jerez se realizan mediante una audiguía, pero en horas concretas. Es decir, no es de acceso libre.

El horario es de las 10.00 a las 14.00 y de las 16.00 a las 19.00, con pases a las horas en punto, de martes a domingo por la mañana.

No podréis visitar el Palacio Domecq de Jerez los domingos por la tarde y los lunes, porque está cerrado. Además, también está cerrado en festivos especiales, como el 1 y 6 de enero, el Viernes Santo o el 25 diciembre.

El precio de la entrada general al Palacio Pedro Domecq de Jerez es de 15 euros, aunque hay entradas reducidas para algunos colectivos. Podéis mirar las tarifas actualizadas aquí.

Palacio Domecq

La visita al Palacio Domecq de Jerez

La visita al Palacio Domecq de Jerez de la Frontera tiene una duración de unos 45 minutos.

El Palacio Domecq es un palacete burgués jerezano, construido básicamente en estilo barroco, en la segunda mitad del siglo XVIII. Se trata de una de las grandes casas burguesas construidas en la ciudad. Juan Díaz de la Guerra, Antonio Matías de Figueroa y Pedro de Cos fueron los arquitectos encargados de la obra.

La fachada, con un doble pórtico de mármol, muy en boga entre los palacetes barrocos de la provincia de Cádiz, ya nos indica la importancia de la familia residente.

Como la mayoría de palacetes jerezanos, el Palacio Domecq de Jerez se dispone en una planta cuadrangular, alrededor de un bonito patio porticado, ornamentado con columnas de mármol italiano de Carrara.

En este patio porticado ya encontramos algunas importantes obras de arte, como una escultura neoclásica, alegoría de la paz y la armonía.

Palacio Domecq

Por detrás del patio queda el hall que da al jardín. La alta puerta que comunica con el exterior nos recuerda que era por aquí por donde entraban los coches de caballos. En esta sala encontramos los retratos de los primeros Domecq que llegaron a Jerez procedentes de Francia: Juan Pedro Domecq Lembeye y Pedro Domecq Loustau.

También desde el patio central distributivo, se accede al muy relajado Patio de montera, más íntimo y acogedor, con una fuente de mármol.

Una particularidad del Palacio Domecq de Jerez es que no solo se trataba de la vivienda de los Domecq, si no que también desempeñaba las funciones de despacho de las empresas de esta familia de bodegueros.

Al visitar el Palacio Domecq de Jerez, por ejemplo, podemos acceder al que era Sala del Consejo de las Bodegas Domecq, en cuyas paredes cuelgan los lienzos que representan los retratos de los miembros de la familia.

Los retratos de Don Alfonso XIII y la Reina Doña Victoria Eugenia colgados en el despacho, nos recuerdan lo estrecha de la relación de la familia Domecq con los reyes. De hecho, la relación era también estrecha con los reyes de Francia, motivo por el cual se vieron forzados a huir del país tras la Revolución Francesa.

Al visitar el Palacio Domecq de Jerez, también tendremos accesos a la biblioteca, donde destaca un cuadro con el árbol genealógico de la Familia, o los distintos salones (de verano y de invierno), que utilizaban la familia Domecq, además de un enorme comedor.

Palacio Domecq

Son muchas las obras de arte que encontraremos durante la visita a este precioso palacete jerezano, incluyendo varios lienzos y tapices que adornan las paredes, así como esculturas y todo tipo de materiales nobles traídos de toda Europa.

Además, de visitar las mejores bodegas de Jerez, su catedral y el maravilloso alcázar, visitar el Palacio Pedro Domecq de Jerez debería ser algo que tengáis en cuenta en esta bonita ciudad gaditana.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Como todo sitio de internet, La Guia Viajera emplea cookies para prestar sus servicios, personalizar anuncios y analizar el tráfico. Los datos de su navegación (pero no los personales) se comparten con nuestros partners. Si continúa navegando está dando su consentimiento para aceptar las cookies. + INFO. ACEPTAR

Aviso de cookies